EL PASTOR INÚTIL

Zacarías 11:4-5 Así ha dicho Jehová mi Dios: Apacienta las ovejas de la matanza
5 a las cuales matan sus compradores, y no se tienen por culpables; y el que las vende, dice: Bendito sea Jehová, porque he enriquecido; ni sus pastores tienen piedad de ellas. 

Hoy llamaba mi atención tres cosas, la primera de ellas “Así ha dicho Jehová mi Dios”, cuanto nos cuesta hoy en día obedecer un simple mandato de Dios, Dios ha hablado, el creador de los cielos y de la tierra, el mismo que dijo sea la luz y fue la luz creada y así con cada cosa, y cada cosa era creada porque Dios había hablado, porque él es soberano y todo lo creado le pertenece, él es nuestro Dios y a él debemos obedecer. Pero la humanidad se ha desviado  tanto que tienen a Dios por nada, y por eso ignoran sus mandatos y cada cual hace lo que bien le parece. Jueces 21:25 En estos días no había rey en Israel; cada uno hacía lo que bien le parecía. de esta forma anda la humanidad hoy en día, como si no hubiese Dios.

Lo segundo que llamaba mi atención era el mandato “Apacienta las ovejas de la matanza” que triste pero esta es la realidad que hoy se ve, los “pastores” de hoy en día no les importa el bienestar de sus ovejas, ellos están es para dar la vida por sus ovejas, apacentarlas, cuidarlas, alimentarlas, vendarlas cuando hay heridas, exhortarlas, animarlas tal cual como lo hizo el buen Pastor.

Juan 10:11,14,27-29 Yo soy el buen pastor; el buen pastor su vida da por las ovejas… Yo soy el buen pastor; y conozco mis ovejas, y las mías me conocen,… Mis ovejas oyen mi voz, y yo las conozco, y me siguen, y yo les doy vida eterna; y no perecerán jamás, ni nadie las arrebatará de mi mano. Mi Padre que me las dio, es mayor que todos, y nadie las puede arrebatar de la mano de mi Padre. 

Jesús es el buen pastor y nos dejó ejemplo en cómo pastorear las ovejas, no tenemos excusas para no hacer un buen trabajo con las ovejas que Dios nos ha encomendado.

Proverbios 27:23-24 Sé diligente en conocer el estado de tus ovejas, 
Y mira con cuidado por tus rebaños; Porque las riquezas no duran para siempre; 

Pero el resultado que vemos es todo lo contrario “Bendito sea Jehová, porque he enriquecido” y esto es lo tercero que llama mi atención,  sus ovejas muertas a causa de la avaricia de sus “pastores” buscando su propio bienestar terrenal. tremendo la ignorancia de estos “pastores” y lo coloco en comillas porque realmente no son pastores, sino lobos disfrazados de ovejas, que agradecen a Dios por su maldad, como si Dios se agradara de su inmundicia. tal cual es aquel que se persigna para matar, para robar, o aquel que bendice a su amante, y que tal del que le da gracias a Dios porque le fue bien en su negocio de licor o prostitución, y así hay muchos casos donde le damos gracias a Dios por las cosas que hacemos y no le agrada a Dios.

Finalmente el versículo termina diciendo no tienen piedad de sus ovejas. Y  hasta que estos “pastores” no se arrepientan y reciban a Jesús como su Señor y Salvador, andarán en ignorancia haciendo lo que bien les parece.

Cuando Dios los llame a dar cuentas, su ruina será grande.

Jeremías 23:1-2 ¡Ay de los pastores que destruyen y dispersan las ovejas de mi rebaño! dice Jehová. Por tanto, así ha dicho Jehová Dios de Israel a los pastores que apacientan mi pueblo: Vosotros dispersasteis mis ovejas, y las espantasteis, y no las habéis cuidado. He aquí que yo castigo la maldad de vuestras obras, dice Jehová.

Doy gracias a Dios por mi iglesia y por cada uno de mis pastores, porque cada uno de ellos refleja con sus vidas al BUEN PASTOR.

Y ajá feliz fin de semana. 🙂

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s